Categorías
Masaje en hotel

Ducha erótica en hotel

La ducha erótica en hotel es una opción muy morbosa si no deseas acudir a mi estudio de masaje.

Se trata de este momento de morbo intenso sin ningún tipo de coste adicional ni por desplazamiento ni por ningún otro concepto.

Llámame y encontramos el mejor momento para que vivas esta experiencia que seguramente habrás visto en películas eróticas.

Lógicamente te ofrezco la máxima discreción. No visto ni actúo como un chapero o escort sino como un ciudadano normal. Hablo varios idiomas y en los hoteles parezco un huésped más por mi imagen personal de extranjero.

Además, mi oficio es el del masajista tántrico. Poseo los conocimientos y la formación adecuada para esta experiencia tan personal y secreta.

Ducha erótica en hotel

Atiendo a todas las peticiones en el área de Barcelona ciudad. Ofrezco tanto el servicio de 45 minutos como el de 90 minutos. Desplazamientos incluidos.

Desplazamientos fuera de Barcelona

Fuera del área de Barcelona ciudad, es decir en la zona que abarca desde Sitges hasta Manresa, y en el norte hasta Mataró, puedo ofrecerte el servicio de 90 minutos sin costes adicionales de desplazamiento.

Hotel ¿”sin hotel”?

También. Podemos reservar una habitación con jakuzzi, con un tiempo máximo de dos horas. En un lugar totalmente discreto y anónimo.

Así que, si vives en Barcelona y te da morbo el tema hotel, pero evidentemente no deseas pagar una estancia completa, existen opciones.

¿En qué consiste la ducha erótica?

La ducha erótica gay es un nuevo tipo de servicio erótico. Es decir, nada convencional y más atrevido, seguramente a la altura de tus expectativas.

La ducha erótica nace del deseo de vivir y disfrutar nuevos momentos de máximo morbo entre dos hombres. De hombre a hombre. Y en tu propia habitación de hotel, para más comodidad y discreción. También pensado para que ahorres los taxis y el tiempo de desplazamiento.

Tras la ducha te puedes relajar sin necesidad de volver a vestirte inmediatamente. Dependiendo de la hora incluso te puedes quedar dormido. Además, la calidad del sueño que alcanzas tras una sesión de ducha erótica es muy superior.

Paco te ofrece la ducha erótica gay en un entorno elegante y profesional, expresamente creado para disfrutar de tu libertad sexual.

Precio de “ducha express”

150 € 45 minutos

Llego a tu hotel, nos saludamos, nos desnudamos el uno al otro, probamos la temperatura del agua y entramos en la ducha… Convierte un ritual de higiene y de cuidados mutuos entre hombres en un tiempo de placer que solo dos hombres pueden disfrutar. Nos enjabonamos y creamos un “momento vestuario” extremadamente morboso. La ducha se va haciendo gradualmente más y más erótica, hasta que alcanzas el orgasmo. Esta es la sesión básica o “express” de 45 minutos.

Precio de “ducha extendida”

300 € 90 minutos

Olvídate del reloj y sumérgete en una ducha más prolongada y completa que complementa un masaje cuerpo a cuerpo de la máxima intensidad erótica. Incluye un masaje tántrico de verdad, incluyendo cuerpo a cuerpo y masaje prostático si lo deseas. Cuando tú decidas entramos en el baño y probamos la temperatura del agua. Convierte un ritual de higiene y de cuidados mutuos entre hombres en un tiempo para el placer. Un morbo que solo dos hombres pueden compartir y disfrutar. Nos enjabonamos y creamos un “momento vestuario” de gimnasio, muy morboso. La ducha se va haciendo gradualmente más y más erótica. Puedes alcanzar el orgasmo y seguimos jugando.

En qué consiste la ducha erótica gay

La interacción mutua es total, ambos desnudos, tú y Paco (el chico de la foto).

Si lo deseas, puedes elegir otro masajista de entre estos exclusive masseurs.

La ducha erótica gay es mas que un masaje. Es un dos en uno que reune higiene, masaje y morbo. En la ducha erótica gay se multiplica el morbo de la higiene con el ritual masculino de los Hammam turcos.

Para quién es la ducha erótica en hotel

La ducha erótica en hotel es para todos los hombres. Siempre insisto en que las etiquetas no cuentan. Esto abarca a todos, bisexuales, heterosexuales y gays.

La ducha erótica en hotel es un servicio universal en el que no entran los prejuicios de identidad sexual ni los “roles” de activo, pasivo o versátil.

Obviamente es para disfrutarla en tu habitación de hotel. Esto es perfectamente posible. Además resulta de una comodidad inigualable para ti.

Además, puede ser un momento tanto para disfrutarlo tú solo como para compartirlo en pareja, con tu secretario, amigo, guardaespaldas o acompañante de negocios.

Haz realidad tu fantasía y sumérgete en el morbo más sexual, húmedo entre dos hombres.

Porque se trata de un momento muy especial que mereces dedicarte para un placer fuera de lo común. Elige el tiempo, el momento y el lugar que más te convengan.

¿Puedo traer a mi pareja?

La ducha erótica en hotel es para todos los hombres, ya sean hombres libres, parejas de hombres bisexuales, heterosexuales o gays. No hace falta que seáis pareja para venir, podéis ser follamigos o simplemente sentir curiosidad por vivir esta experiencia tan especial entre dos amigos más Paco. Así pues, se trata de un servicio abierto a todos los hombres alojados en un hotel. Solo hace falta tener el deseo de disfrutar de esta ducha tan morbosa y sexual.

Trío: ducha con tu pareja

400 € 90 minutos

Los masajes a pareja tienen un precio de 450 € los 90 minutos. En cambio, la ducha erótica es algo ma´s económica. Tráete a tu pareja o amigo y convertiremos este momento ducha en una aventura tipo “trío” o “ménage à trois”. Es decir, será una “ducha a tres” cargada de morbo. Puede reforzar vuestra complicidad de pareja, vuestra amistad, o bien quedar en un momento de morbo y complicidad sin más consecuencias. Y puede hacer realidad vuestras fantasías sin caer en un acto del que podáis arrepentiros. Esta ducha erótica gay no pone en peligro vuestra pareja sino todo lo contrario. Podéis verlo como una terapia a base de placer. Durante este tiempo —y en ninguno de mis masajes— jamás sucede nada contrario a vuestra voluntad.

Para más info visita el masaje prohibido o contáctame.

Por Paco Tantra

¡Hola! Soy Paco, masajista masculino especializado en masajes Tantra y eróticos. Atiendo a hombres heterosexuales, bisexuales y gays. Tengo un estudio en el centro de Barcelona y también me desplazo a hoteles y domicilios: siempre busco tu máxima comodidad y tu máximo placer.